El “product placement”, una fórmula publicitaria con potencial de futuro

FUENTE: MARKETINGDIRECTO.COM


La publicidad por emplazamiento o “product placement” es una técnica publicitaria que no ha terminado aún de echar raíces entre los anunciantes y las agencias, pero a la que le aguarda un futuro próspero. Así lo concluye un estudio desarrollado en Alemania por El Cartel Media y FH DUS, informa W&V.

Según en informe, el “product placement” se ha desarrollado hasta ahora de manera lenta por la inseguridad que causan en el anunciante las metas y la efectividad de esta fórmula publicitaria. Las agencias, en cambio, se muestran más confiadas en el potencial del emplazamiento de producto. Y tanto éstas como los anunciantes contemplan con optimismo el desarrollo de este tipo de estrategia promocional.

Para el anunciante el principal objetivo de la publicidad por emplazamiento suele ser “despertar interés” en el consumidor, mientras que las agencias prefieren emplear el “product placament” para “provocar necesidades”.

Por otra parte, la mayoría de los anunciantes conciben el emplazamiento de producto como parte de una acción publicitaria global, mientras que las agencias consideran que esta técnica publicitaria tiene sentido por sí misma, sin necesidad de estar vinculada a otras estrategias promocionales.

Los productos de los sectores del motor, la electrónica, las bebidas y la alimentación son los que mejor se adaptan al “product placement”, según el estudio de El Cartel Media y FH DUS. Y las series, programas de entretenimiento y películas son los formatos más empleados para emplazar tales productos.

A la hora de emprender una acción de emplazamiento de producto, los anunciantes valoran fundamentalmente que la idea a ésta asociada sea coherente. Las agencias creativas, por su parte, dan más importancia al alcance de la estrategia publicitaria.

Finalmente, el informe pone de manifiesto que el presupuesto destinado por el anunciante a la publicidad por emplazamiento es todavía limitado. No obstante, cada vez más anunciantes están convencidos de que el “product placement” es mejor recibido por el consumidor que la publicidad clásica, por lo que se espera que esta técnica publicitaria atraiga más inversiones en el futuro. A cambio, el anunciante solicita que las agencias de medios y soportes publicitarios pongan a su disposición técnicas más eficientes de análisis para medir el impacto real del emplazamiento de producto.